jueves, 25 de octubre de 2012

¿POR QUÉ BOSTEZAMOS CUANDO HACEMOS EJERCICIO INTENSO?


Hace ya algún tiempo, vengo observando que algunos de mis clientes bostezan durante el entrenamiento, y no precisamente porque sea aburrido, les ocurre cuanto mayor es la intensidad. Así que me dispuse a buscar algo de información acerca de cuál podría ser la causa, pues una vez descartado que estuvieran cansados y que se aburriesen no me parecía algo lógico. Según lo que he podido leer, se asocia con varias funciones fisiológicas. La más extendida es la creencia de que aumenta la inspiración de aire, dando como resultado la reversión de la hipoxia, la exhalación de dióxido de carbono y un aumento de la tasa metabólica. Esta sería una de las explicaciones fisiológicas. Pero no es la única, al menos de las que he podido leer.

Walusinski, O. (2006), Medical Hypotheses propone una teoría menos conocida pero bastante interesante. Este sugiere que bostezar puede ser visto como un acto propioceptivo que regula el nivel de activación y el control corporal. Es decir, a grandes rasgos, lo que haría es actuar como estímulo sensorial mandando un mensaje al sistema nervioso central, para que este genere la respuesta correcta, ya sea aumentando la excitación y/o generando un determinado reflejo o movimiento.
La verdad es que según lo que he podido leer, no está nada claro por qué se bosteza, ya sea durante el ejercicio o no, aún así, espero que sirva de ayuda a aquel que se haya planteado esto alguna vez.

No hay comentarios:

Publicar un comentario